Consejos para hacer un nano reef casero

nano reef casero

Básicamente los nano reef son acuarios que no tienen más de 60 litros, y lo más ventajoso de ellos es que los podremos colocar en cualquier sitio de nuestro hogar o trabajo. Estos pequeños acuarios si los queremos comprar pueden salirnos muy caros, por ello es que aquí te diremos cómo hacer un nano reef casero. Uno de los motivos del por qué los nano reef son caros es porque a diferencia de los acuarios de agua dulce es que los de agua dulce usan filtros para la conversión de nitritos, mientras que en los nano reef este trabajo se hace en los poros de la roca viva, por lo que no se usan filtros tradicionales, y estos si los tenemos que comprar todo junto es muy caro. Para el nano reef casero necesitaremos ciertos elementos y artículos, la pecera o urna, como dijimos no debe tener más de 60 litros de capacidad, lo ideal es tener una entre 60 y 80 litros. Preferentemente te aconsejamos que sean cúbicas ya que son estéticamente mas lindas. Otro de los materiales que necesitaras para el nano reef casero son las luces. Estas son muy importantes y vitales para mantener un acuario sano y colorido. Puedes usar tanto los tubos fluorescentes como los HQI, dependiendo esto del tamaño de la pecera. Debes procurar que por lo menos sean de 10.000° K y el promedio debe ser de por lo menos un watt por litro. La bomba de agua debe ser lo suficientemente potente como para mover la total capacidad de la pecera unas 30 veces por hora. Otro de los elementos para construir un nano reef casero es conseguir la arena y la roca viva. Estos son la base de nuestro nano reef, por lo que en este punto debemos tratar de no escatimar dinero.

A mayor porosidad es mejor la roca viva, es un dato a tener en cuenta, la roca de Indonesia está entre las mejores y es accesible, aunque se quieres la mejor puedes comprar la roca de Fidji, que por supuesto es más cara que la anterior. El cálculo que haremos para saber la cantidad de roca viva para nuestro acuario es muy sencillo, será entre el 20% y el 30% de la capacidad total del estanque. Por ejemplo si nuestro acuario es de 50 litros la cantidad de roca viva que compraremos es de 10 o 15 kilogramos. Otro de los artículos que necesitaremos para nuestro nano reef casero es un termostato, con uno de 75W vamos a estar bien. Otro elemento crucial es la sal marina, existen muchas marcas que puedes comprar. El programador horario también es muy importante, y sirve para controlar el prendido y apagado de las luces, ya que estas deben estar al menos 12 horas por día prendidas. El densímetro es otro elemento que no debemos dejar de tener, este básicamente mide el nivel de sal en el agua. Lo primero que debes hacer para construir un nano reef casero es colocar la urna o pecera en un sitio tranquilo y alejado de la luz solar. La parte que da hacia la pared la podremos recubrir con una cartulina azul o negra, esto le dará una sensación de profundidad. Colocaremos las bombas y el agua, y probaremos que todo funcione bien. Agregaremos la sal y el calentador, este debe estar en 25°C. Colocaremos la arena de unos dos centímetros de espesor y luego la roca viva tratando que este bien firme y no se mueva para evitar futuros derrumbes, y conectaremos las luces. Recién aquí comienza el proceso de ciclado, que tarda alrededor de 30 días, una vez pasado este tiempo tendremos un nano reef casero y habilitado para colocar los peces, caracoles o moluscos que deseemos.



Ir arriba