Consejos para refrescar a tu perro en verano y que no lo sufra

consejos para refrescar a tu perro en verano

Cuando llegan los primeros calores si tenemos mascotas debemos tomar ciertos recaudos para que ellos no lo padezcan. Existen muchos consejos para refrescar a tu perro en verano que podemos darte para que tu mascota lo pase lo mejor posible. Pensemos que los perros llevan consigo un capa de pelo que dependiendo de la raza será más gruesa o fina, pero cuando hace calor todos ellos lo padecen. Como nos sucede a nosotros que nos preparamos para el verano con ropa más delgada y suelta y tomando más líquidos para no deshidratarse, los perros también necesitan de cuidados especiales para mantenerse sanos durante la estación calurosa. Uno de los consejos para refrescar a tu perro en verano es nunca dejar a tu perro dentro del auto. Por ejemplo en verano sales a pasear o a comprar algo junto a tu mascota en el auto y decides para un minuto a comprar algo en un quiosco o almacén. Esto es un terrible error que comenten muchas personas, ya que ellos sufren mucho el calor y en un auto en verano la temperatura llega fácilmente a los 40° haciendo que tu mascota pueda tener un golpe de calor o algo peor. Otro de los consejos para refrescar a tu perro en verano es que tome líquido antes de salir a caminar con él. Ya que sumado al ejercicio y las altas temperaturas es muy fácil que se deshidrate. Lo mejor en estos casos es llevar una botella o cantimplora para evitar esto y dársela cuando lo veamos sediento. Otro de los errores muy comunes que todos han cometido o cometen es cortarle el pelo cuando está llegando el verano.

Nosotros creemos que porque no tiene tanto pelo no sufrirá tanto el calor, esto es un error ya que el pelo les sirve para protegerse del los rayos del sol. En todo caso debemos cortarles su pelo en primavera o en el otoño. Otro de los consejos para refrescar a tu perro en verano que podemos darte es que si tu mascota pasa mucho tiempo solo, ya sea porque estás trabajando o lo que sea déjale un espacio que tenga sombra y sea fresco y mucha agua parta beber, para que no se deshidrate. Es conveniente que cuando llegue el verano le cambies los hábitos de paseo, por ejemplo sacarlo a primera hora de la mañana, antes de las nueve en lo posible y después de las siete de la tarde. Esto es para no exponerlo a las temperaturas más altas y que no sufra un golpe de calor. Si estas de vacaciones con el debes contemplar un lugar que tenga sombra, una sombrilla es un buen recurso. Otro de los consejos para refrescar a tu perro en verano es que nunca bajo ningún concepto lo apliques protector solar a tu mascota. Estas cremas están diseñadas para los humanos, no para los perros. Durante los días de más calor debes bajar la intensidad del ejercicio y de los paseos, de esta forma los protegeremos de golpes de calor. Si llegado el caso a tu perro lo ves muy agotado, decaído, lo notas mareado, se tira al piso y vomita, seguramente tenga un golpe de calor. Para contrarrestar esto lo primero que tenemos que hacer es bajarle la temperatura de su cuerpo mojándole su cabeza, torso y cuello. También hay hidratarlo rápidamente pero sin dejar de mojarlo, luego lo llevaremos al veterinario para que lo atienda.



Ir arriba