Serpientes en casa

serpientes en casa

Si vas a tener serpientes en casa como mascotas, es importante que tengas en cuenta los aspectos más importantes sobre sus cuidados y mantenimiento. El hábitat es un aspecto fundamental, el cual dependerá enteramente de la especie elegida, pero por ejemplo, una boa constrictora que es la especie más pequeña que se permite como mascota (llegan a medir hasta 3 metros), necesita por lo menos un espacio de 3 metros. Además ten en cuenta de que su hábitat debe cumplir con todas las necesidades correspondientes para que se desarrolle sin problemas. Ten siempre presente que el terrario, además de cumplir con las dimensiones adecuadas, debe tener todo tipo de equipamiento para que el ambiente sea propicio en cuanto a temperatura y humedad.

Respecto a la alimentación, generalmente las serpientes domésticas comen una vez por semana, dependiendo de la presa. Ten en cuenta que debes proporcionarles alimento vivo, entre los cuales, los más recomendables son los ratones y los conejos y la cantidad depende enteramente del apetito de la serpiente; mientras más grande sea la especie más, alimento deberás darle, pero es importante no sobrealimentarla porque esto puede derivar en problemas serios de salud. EN este sentido sería bueno que consultes con especialista en la especie elegida.



Ir arriba